marketing social media

Bigdata

04_campania_netAbras_2013

Veinte años atrás, las historias clínicas electrónicas apenas empezaban, la música digital era, básicamente, una fantasía, twitear era lo que las aves hacían, y Sergey Brin, cofundador de Google, era un pasante de verano en Wolfram Research. En las últimas dos décadas hemos visto una explosión nuclear en la recolección y almacenamiento de información digital. En 2012, 2,8 zettabytes — que es 1 sextillón de bytes, o el equivalente de 24 quintillones de tweets— fueron creados o replicados, según la firma de investigación IDC. Hay cientos o miles de bases de datos de escala petabyte y, si hoy comparáramos su tamaño respecto a lo que existió hace dos décadas, la base de comparación sería cero.

Así comienza el artículo que la Revista Wired  titula: Revolución en la información. Big Data ha llegado a una escala casi inimaginable.

Vale la pena revisar el gráfico comparativo que acompaña la publicación… y reproduzco abajo (clikeá sobre la imagen para agrandarla).

bigdata_f

Un sólo dato, para no redundar: el círculo blanco, señalado por la flecha, representa, con 19 Terabytes, el total de tuits que se enviaron en 2012.

Un zettabyte es una unidad de almacenamiento de información cuyo símbolo es el ZB, equivale a 1021 bytes.

El prefijo viene adoptado en 1991, viene del latín “septem”, que significa siete (como Hepta-), pues equivale a 10007.

1 ZB= 103 EB = 106 PB = 109 TB = 1012 GB = 1015 MB = 1018 kB = 1021 bytes

Aunque, como dice el título de Wired, resulta difícil imaginar esas cantidades, no es difícil, en cambio, concluir que sabemos muy poco de lo que hacemos, en comparación con el volumen de conocimiento e información disponibles.
De donde se desprende que gestionar cualquier cosa en la Sociedad de la Información supone que irremediablemente necesitás moverte de la posición que tenías hace 20 años. Que tenías o que aprendiste como modelo. Si vas a usar las herramientas tecnológicas, necesitarás aprender muchas cosas que al principio te parecerán desconectadas entre sí o carentes de sentido.

No es sensato proponerte usar Facebook para tu trabajo y desconocer los riesgos que implica dejar los ajustes de la  privacidad tal como los tiene la plataforma por default.

No es aconsejable usar la PC o el celular conectados a Internet todo el día y desconocer la importancia de mantener actualizados los navegadores y protegidos los dispositivos contra cualquier ataque, o no tener backups confiables de tu información sensible.

Como tampoco resulta lógico acceder a la información de la misma manera que lo hacías hace 20 años… porque hoy te estás perdiendo la mayor parte de las cosas.

Como quiera que sea, si creés que sabés y además tenés la expectativa de ser competitivo en lo que hacés, hoy estás frito.

Pensalo.

 

 

 

 


votar

Tags: , , ,

Categoría: Asistencia Virtual 2.0, nA

Acerca del Autor ()

Soy Diseñador de Comunicación, Estrategias Digitales y de Capacitación. Ayudo a las personas y a las organizaciones a instalarse en la Web 2.0, a integrar sistemas, herramientas, culturas, metodologías y lenguajes colaborativos. Podés encontrarme en Google+, en Facebook o en LinkedIn.

Comentarios (1)

Trackback URL | Feed RSS de Comentarios

Sitios que enlazan con este post

  1. Bitacoras.com | 13/05/2013

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *